La Lengua de Dionisios...

Inquietar -Libros para descargar gratis-

Desde este Blog es posible descargar gratis algunos libros desde mi cuenta personal en academia.edu. Estoy haciéndolo con las propias limitaciones que los tiempos personales imponen. Les pido paciencia. Para encontrar aquellos que ya he subido, dejo aquí el enlace:

https://independent.academia.edu/RayuelaSincielo/Books

sábado, junio 20

Tanya de Fonz. Cuatro poemas.






Dónde el llanto, dónde el ojo, dónde la lluvia?



Don de rastrearme, volverme tu piel

Don de nunca olvido

Don de no muertos

Don de estás silencio

hu---co mío.
                 ...e

Abanicos

Mi rostro es la mayor de mis derrotas

Mis piernas se abren
sobre tu cuerpo
como alas de paloma
y es a mi sangre tierra
a quien encuentras
En ella labras
jeroglíficos
que sólo mi corazón
entiende.
...
Amado:
No es que tu voz tenga que escanciarse
Tampoco que tu cuerpo tenga que adaptarse
/al espacio sometido
A nadie le gusta el grito
cuando va cargado de huesos
...
Levanto hierbas y plantas aromáticas
para construir la hoguera.
Mañana llegan en vuelo las flores.
Ellos…
quieren creer que son ellos
quienes nos incendian
pero son nuestras manos
nuestro hocico volteado.
Mañana llegarán en vuelo las flores
nos darán la mano y seguiremos resucitando.







Cicatriz


Para Carlos Edmundo de Ory

y Laura Lachéroy de Ory

Corro dentro de mí

como judía en el holocausto

como mujer embarazada de Acteal

como niña quemada de Hiroshima

como poeta en el GULAG

corro dentro de mí

me encuentro con otros

que también van corriendo

sin saber a dónde vamos

a dónde acudir

en dónde guarecer nuestras manos

nuestra boca desdentada

nuestros cuerpos hechos hilo

corremos dentro de nosotros

somos nosotros mismos quienes nos perseguimos

no nos alcanzamos

cuando nos alcanzamos

ya estamos a un paso de ser nuevamente polvo

cicatriz del alba

cicatriz del tiempo

cicatriz de siglos

Cicatriz encerrada

clausurada

cicatriz en la mejilla

golpeada

de Dios.




Ronda de muertos


(Primera parte)


Sobre manos de muertos danzan vivos

de un lado a otro les empujan

como pelotas de juego.

Cantan y barullan su porvenir

fincan sus manos en las ajenas

—el espacio es transitorio—

luego cantan los otros

como triunfadores de partidos

con caras vestidas de colores.

La danza sigue implacable,

revierte nombres, pensamientos, eco de sueños,

vestidos unos y otros sin diferenciar

enumeran sus ausencias.

Ven cómo esquilma

Un hombre a otro hombre.



(Segunda parte)


Ofician los paseantes

por ríos, parques o ventanas

traen sus bolsos ceñidos

su saco y pantalón muy cerrado

no quieren que descubran

lo poco que cargan sus intestinos.

Susurros, miradas

estiran manos sobre silencio abierto

enredan equipajes de otro tiempo

vestidos con y sin gusto

lanzan vestigios.

Los domingos se cargan de adviento.

provenientes de cloacas, rumbos y casas

pasean sencillamente recargados en el aire

muestran vísceras sin recato.

Mujeres y hombres con saco y pantalón

se retiran al sueño para continuar recorriendo

oficinas y casas.

Ríos, parques y ventanas

continúan pletóricos de paseantes.

-Textos, Tanya de Fonz / Imágenes, Sigrid Hjerteacuten- 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por la travesía, Gracias...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...